viernes, 28 de diciembre de 2012

Hace 2 años

Hoy hace 2 años mi hijo Gabriel partió en un viaje sin retorno. No se llevó nada salvo todo el amor que le dimos en sus 4 años de vida. Se llevo un corazón lleno de amor, de enseñanzas, de cariño, de abrazos, de besos.
La vida decidió que era momento de que Gabriel partiera en este viaje maravilloso para el. Nosotros lamentablemente no pudimos evitar que el partiera, sólo fuimos tristes observadores de su partida.
Con qué me quede yo?
Por supuesto que me quede con el terrible dolor de su ausencia pero también con sus maravillosos recuerdos de 4 años vividos intensamente, con su amor a flor de piel.

Hoy 2 años después puedo decir que me siento bendecida de tener un hijo en el cielo, hoy 2 años después agradezco con mis manos al cielo por todo lo que tengo, hoy 2 años después puedo decir que estoy en Paz con la vida y con Dios.

Ya pase por el tiempo de aprendizaje, ya pase por el lado oscuro de lo que significaba su partida, ya vencí a las tinieblas que me embargaron por un tiempo... la Luz llego nuevamente a mi vida y con ella el nuevo lenguaje de amor hacia mi hijo.

Hoy 2 años después te agradezco inmensamente Gabriel por seguir conmigo, por hacerme ver que tu partida tenía un "Para Que" maravilloso, por hacerme entender que la muerte es amiga mía y siempre lo será, que no es mala que es parte de la vida así como la vida es parte de la muerte....que estamos más juntos que antes porque pasaste de vivir conmigo a vivir en mi.

Estoy en Paz mi chiquito así como tu también lo estas.

jueves, 20 de diciembre de 2012

Hoy salí de viaje...

Comparto con ustedes un texto que ya no recuerdo donde lo encontré pero me gustó mucho....

"Hoy salí de viaje, un viaje rápido y bonito. 
Aquí es corto, los espero a la vuelta de la esquina, pero para ustedes sé que es largo. 
Hoy les escribo para contarles de mi viaje. Aunque no lo sepan, traje el mejor equipaje que pude, y así quiero decírselos. 

Mi maleta ha venido cargada de cariño, de amor que ustedes me han dado en todo este tiempo que hemos compartido. He traído también valores, muy buenos valores que ustedes me han enseñado.
 
Aquí no he tenido que aprender a amar, papás… porque ustedes ya me lo enseñaron. 
Quiero que sean consientes de la importancia del trabajo que han realizado, han hecho de mí la persona que sigo siendo, y les repito: quiero que lo sepan. 

No lo olviden, me he traído conmigo cada juego, cada enseñanza, cada parte de ustedes que me dieron y créanme: eso lo es todo. 
Así ha tenido que ser y han tenido que ser ustedes, para poder enseñarme todo aquello que me ayudó y me sigue ayudando, porque solo ustedes lo han hecho. 

No se preocupen por el tiempo que van a estar sin verme, porque ahora me toca a mí.
Me toca a mí, enseñarles y tener con ustedes la misma paciencia que tenían conmigo cuando me enseñaron a andar; ahora los voy a ayudar yo a caminar sin mí, porque deben hacerlo y yo los guiaré en ello… Caerán unas cuantas veces, como tantas caí yo, pero recuerden… amorosamente me levantaban y me decían que pronto sanaría: hoy les toca a ustedes papás. Les toca levantarse y ponerse en pie tantas veces como sea necesario… es sencillo, me decían, recuerdan? Pues hagámoslo juntos, estoy con ustedes. Si yo pude, ustedes pueden…somos uno, saben?

No se preocupen porque no hablamos, porque tenemos el mejor lenguaje que se pudo inventar: el corazón. 
No se preocupen porque no nos veamos, porque mi imagen irá a ustedes cuantas veces lo necesiten.
No se preocupes porque no nos toquemos, recuérdenme tan solo y volverán a sentirme. 
Abran la maleta de todo el equipaje que me dieron, y quédense con eso, pues “eso” soy yo.

Si ustedes lloran, yo les secaré las lágrimas. Si ustedes sonríen, yo reiré. Si ustedes ríen, yo bailaré. Si bailan, saltaré. Y cuando menos se lo esperen, y sin que se den cuenta, habrán sanado y entonces esteremos verdaderamente juntos. 

Estoy en cada amanecer, dándoles fuerzas para comenzar el día. Estoy en cada atardecer, tranquilizándolos para descansar un profundo sueño. En cada flor que se abre, dándoles color y alegría a su vida. En cada carcajada, llenándoles de fuerza. Y en tantas pequeñas cosas, que ahora les pasan desapercibidas.

Si no me encuentran, acudan a mi casa que es la suya: su corazón y allí estaré. 

Los quiero papás, sean fuertes, por ustedes… ¡Y sonrían que los espero!"
                                                                                                                                         - Anónimo - 

lunes, 10 de diciembre de 2012

Diciembre

Diciembre.....un mes del año que a partir del 2010 no quiero que llegue nunca pero si nunca llegara mi chiquita nunca cumpliría años.

Es un mes con muchos sentimientos, todos mezclados, no se si reír, si llorar, si sentirme mal si disfruto un momento o sentirme bien si no lo disfruto......quisiera dormir del 30 de noviembre al 1 de enero.....pero si hiciese eso me perdería muchas cosas.

Este año por ejemplo me hubiese perdido los 2 años de Leia, verla feliz y disfrutar su santo al máximo.
Para mi es un día raro por no decir difícil. Recuerdo como si fuera ayer cuando Leia nació y yo tenia a mis 3 hijos conmigo y mi felicidad estaba completa, no podía pedir nada mas....recuerdo lo feliz que estaba Gabrielito con su hermana y su carita cuando la vio por primera vez y me decía: Mami es la bebita mas linda del mundo. No se quería ir de la clínica porque no nos quería dejar solas. Y ahora no está físicamente con nosotros, ahora mi Leia cumplió 2 años y no tenia a su hermanito con ella, yo sé que Gabrielito estuvo con nosotros todo el tiempo pero no puedo decir que lo vi disfrutar como vi a Cristobal y a Leia.

Diciembre es un mes donde todos esta felices o por lo menos lo fingen muy bien, todos compran, hacen lonches, almuerzos, desayunos, se visitan, se regalan, se abrazan, se desean cosas buenas, hacen obras sociales, ayudan al prójimo  aunque no lo hagan nunca pero en diciembre a todos el mundo les nace las ganas de ayudar.....por que en diciembre? Si quieres verte con amigas que no ves nunca por que no les dices para juntarse en junio? Si decides hacer una obra social, por que en diciembre? Por que no haces obras sociales todo el año? Son cosas que no entenderé.

Para mi diciembre es un mes mas del año y no porque Gabriel ya no esté, creo que siempre fue así.
Para mi Navidad siempre traía algo de nostalgia a mi corazón y ahora con mayor razón pero no por eso dejo de celebrarla. El año pasado no pude poner nada de Navidad en mi casa, este año he hecho el esfuerzo y pusimos el árbol y el nacimiento, nada mas.
Sé que no puedo quitarles la ilusión a mis hijos y de eso se trata....soy mama y soy fuerte y mis hijos están por encima de todo y por ellos saco fuerzas de donde no tengo y me guardo mis lagrimas y finjo estar feliz decorando el árbol y derrepente me doy cuenta que ya no estoy fingiendo y que si me siento feliz de poder disfrutar con mis 3 HIJOS estos momentos.


En diciembre también Gabrielito cumple 2 años de haber partido.....2 AÑOS!

Me parece increíble que hayan pasado 2 años sin verlo, sin abrazarlo, sin besarlo, sin escuchar su vocesita.....me cuesta mucho aceptar que sean 2 años para mi ha sido ayer que mi chiquito partió.

Logré convencer a mi esposo para irnos de viaje en esa fecha, no quiero estar en lima, no quiero recordar lo que pasó ese día  necesito estar sola con Juanjo, necesito si es posible llorar todo lo que tengo que llorar, gritar todo lo que tengo que gritar o simplemente mirar al cielo......y agradecer.

Estoy en Paz, estoy con Gabriel y sé que saldré airosa de este mes!